En la tarde del jueves se realizó en Zurich la audiencia llevada a cabo por la FIFA donde la defensa de Lionel Messi tenía que presentar sus argumentos para apelar la sanción de cuatro fechas para el rosarino y solicitar una reducción de la pena. El delantero no fue, pero de todas formas hay optimismo.

Aquí los pormenores y detalles del descargo:

· En primera instancia, cabe aclarar que la estrategia implementada por Juan de Dios Crespo, el abogado defensor español contratado por la AFA especialmente para este caso, se basó principalmente en hacer un reduccionismo del insulto de Leo al árbitro con el argumento de que las palabras responden a un modismo argentino y no a un insulto directo a la autoridad.

· En segundo lugar, el argumento más fuerte de la defensa fue demostrar que para este caso la FIFA debía tomar en cuenta el artículo 49 del reglamento y no el 57. El segundo, que es con el que se sancionó a Messi, habla de castigo en caso de ofensas al juez, entre otras cosas.

En cambio el 49 es utilizado solamente para conducta incorrecta ante la autoridad. Esto será tomado solo si la FIFA interpreta lo mismo que la defensa de Leo planteó. Es decir, que el insulto no fue dirigido al árbitro sino que fue una mera expresión criolla. Y aunque parezca extraño, hay mucho optimismo que esto suceda.

· Otro punto importante es comprender que la solicitud del abogado y Andrés Urich de Legales de AFA, consistió en pedir directamente la anulación de la sanción. Sin embargo, el optimismo en que esto suceda por completo ya es menor: las especulaciones giran en torno a una reducción de la suspensión a la mitad.

 

Comments

comments

No hay comentarios

Dejar respuesta