Foto: @PuntoBocaRadio

Ningún jugador del Xeneize quiso dar la cara después de la derrota ante River y la palabra de Riquelme en el día de ayer.

Mañana y mediodía caldeado en el Complejo Pedro Pompilio. El plantel de Guillermo se entrenó a puertas cerradas pensando en el duelo del domingo ante Newells. Los miércoles suelen hablar uno o varios jugadores en rueda o conferencia de prensa pero hoy no fue la ocasión. Ningún futbolista quiso dar la cara luego de la derrota del domingo.

Se habla de un fuerte malestar generado por la palabra de referentes como Bermudez, Chino Benitez y la de ayer de Juan Román Riquelme. Lo cierto es que estos futbolistas tampoco hablaron el domingo post encuentro. El hincha de Boca está muy enfadado y espera que den la cara el fin de semana ante la Lepra ya que si no obtienen una victoria el torneo se les va hacer muy cuesta arriba.

Comments

comments

No hay comentarios

Dejar respuesta