El delantero fue duro a la hora de analizar su paso en el colchonero. Repasá la palabra del italiano.

Alessio Cerci, reciente refuerzo del Hellas Verona habló con Gazzetta dello Sport, y fue muy crítico a la hora de analizar su corto paso por el Atlético Madrid: “A ciencia cierta, si pudiera volver atrás no iría al Atlético, es una elección que costó mucho. Perdí tanto a nivel humano… el cariño de muchos fans de Turín, que me querían y que me dijeron que era mala mi elección de ir a España. Yo quería jugar la Champions. Yo quería dar un salto en mi carrera”.

El internacional italiano contó como fue su complicada llegada al Colchonero: “La historia comenzó mal desde el inicio. Llegué a Madrid el 1 de septiembre, sin preparación, porque el Torino tardó en hacer la operación. He pasado por muchas cosas, pero no quiero alimentar la controversia”.

Para cerrar, se mostró con ánimos de volver a ser aquel delantero que brillaba en el Torino: “Quiero recuperar lo que he perdido en los últimos años. Quiero jugar. En un año y medio no he jugado un partido de verdad. A veces todavía tengo dolor en la rodilla. Sin embargo, después de dos años casi como un espectador, es agradable sentir dolores en las piernas en estos entrenamientos”.

Cerci debutó a los 16 años en La Roma. Sin lugar fue cedido al Brescia y Pisa de la Serie B, y luego al Atalanta en primera. En 2010 lo ficha Fiorentina, y a las dos temporadas el Torino. Los grandes rendimientos hicieron que el Atlético desembolse €16 Millones en él. A los meses de ser comprado pasó al Milán a préstamo por un año y medio. Tan poco se destacó en I Rossoneri que los últimos 6 meses lo cedieron al Genoa. Volvió a España y rescindió su contrato.

Comments

comments

No hay comentarios

Dejar respuesta