El conjunto de Unai Emery, empató sobre el final como visitante frente al Saint-Étienne 1 a 1 y deberá esperar hasta mañana para ser campeón, obviamente se consagrará si el Monaco, no gana su partido. En un partido donde el conjunto local fue superior al parisino, terminó dejando dos puntos en el camino.

En los primeros 45´, el Saint-Étienne fue muy superior al París ya que, le salió de jugar de igual a igual y eso incomodo al visitante. A los 17´ llegaría el gol de Cabella quien después falló un penal cerca del final del primer tiempo, por esa cuestión, Kimpembe vio la tarjeta roja. A pesar de que el conjunto parisino no se encontraba cómodo Cavani tuvo una ocasión clarísima para poner la igualdad pero la desperdicio.

Ya en el complemento, el Paris-Saint-Germain fue en busca de dar vuelta la historia, pero se encontró con Ruffier que tuvo un muy buen partido y le impidió en varias ocasiones al conjunto visitante que empatara el partido. Mientras que el local, salio a aguantar un poco más que lo que lo había hecho en los primeros 45´ pero a pesar de eso, en dos oportunidades pudo ampliar el resultado, el palo jugó a favor del PSG al minuto 64´ y en otra oportunidad desde un tiro de esquina, el delantero no resolvió bien la jugada. Pero cuando todo parecía que el local se llevaba una victoria esplendida, tras un centro de Lo Celso, Mbappé no logró conectar ese remate, pero agarro distraído a Debuchy que con la rodilla pondría el empate y anotaría en su propia puerta, en el descuento.

Comments

comments

No hay comentarios

Dejar respuesta